Las agresiones provocadas por factores como el sol, el cloro y salitre necesitan de cuidado especifico